Los brillantes

Sainete lírico en tres actos, segundo y tercero sin interrupción

Nombre del archivo

Los brillantes

Año de composición

1938

Plantilla instrumental

1+1.1.2.1 - 2.2.3.0 - Tim - perc - cu

Reparto

Personajes: Custodia, Elena, Chacha Curra, Anastasia, Doña Blanca, enfermera 1ª, novia 1ª, novia 2ª, 4 muchachas periodistas, un chico, Diego, Manuel, Caramelo, Don Liberato, Pepe Luna, Aníbal, director, Canales, Don Luis, Andrés, portero, ayudante, un chófer, 3 mudos, 3 gitanos, novio 1º, novio 2º

Partes de la obra

Preludio y 1. ("Bébase usté esa copa..."). Manuel, Liberato, Aníbal, Canales, Andrés, Marquesa, Marqués, 3 mudos, 2 novias y 2 novios
2. Pasacalle de Custodia Molina ("Custodia Molina, la artista gitana..."). Custodia, Caramelo, Anastasia, Chacha Curra, los 4 uñas negras y 4 chicas periodistas
3. ("Yo le suplico no maltrate esa alhaja..."). Custodia, Elena, Diego, Manuel, Curra
4. ("Bendita sea la venda..."). Diego, enfermera 1ª y enfermero 1º, enfermeras, enfermos
5. Canción de las enfermeras ("Madre santa del cielo..."). Elena y enfermeras
6. Fox gitano ("Mi negra tiene que sé..."). Anastasia y Caramelo
7. ("Mi gitana, mi reina, mi Custodia juncá..."). Custodia y Diego
8. [instrumental]
9. Coro de gitanas y abogados ("Aquí están los más juncales..."). Liberato, Curra, 6 abogados y 6 gitanas

Estreno

Lugar: Teatro San Fernando, Sevilla
Fecha: 11 de marzo de 1938
Intérpretes: Compañía Lírica de Eladio Cuevas (Eladio Cuevas, Natividad Piñero, Conchita Bañul, Carmen Ruiz, Plácido Domingo, Amparo Bori, Arias-Cuevas, Gómez Bur, Francisco Ruiz, etc.)
Director musical: Jacinto Guerrero
Decoraciones: Ricardo Matarredona

Grabaciones

Pasacalle de Custodia Molina. Conchita Bañuls, Eladio Cuevas y coro - Canción de las enfermeras. Carmen Ruiz y coro de señoritas - Fox gitano. Nati Piñero y Eladio Cuevas - Coro de gitanas y abogados. Coro de señoritas y caballeros. Gran Orquesta, director Jacinto Guerrero [78 rpm, Fábrica de discos Columbia, San Sebastián, hacia 1939]

Comentarios

"...Torrado y Quintero han compuesto un amenísimo sainete, interesante y jovial en grado sumo, a cuya traza costumbrista no estorba lo que de caricatura se nota en varias de sus figuras y situaciones [...] El éxito del maestro Guerrero al avalorar con su caudalosa vena el notable acierto de los libretistas ha sido rotundo. La armoniosa ligereza del pasodoble -que hace evocar la lozana facilidad de Chueca-: el lindo terceto del primer acto, con ritmo grato y popular de los viejos tanguillos, el dúo cómico del segundo, y esas notas alegres y graciosas, henchidas de gitanería, con el que el músico acompaña la originalidad de los pasajes curiofaraonescos, proclaman la feliz inspiración que, una vez más, ha acompañado al creador de tantas partituras bellas..." [En ABC, Sevilla, 12 de marzo de 1938, p. 15]

"En el Cómico [de Barcelona]. Hasta el estreno de Los brillantes ningún número musical alcanzó la popularidad de la famosa canción 'Hay que ver, hay que ver…' de La montería. Desde que se estrenó Los brillantes, el graciosísimo duetto cómico de su segundo acto ganó en popularidad a la afortunada canción. Siete veces fue repetido el 'Hay que ver, hay que ver…' la noche en que La montería fue estrenada; hasta diez veces en una sola función ha sido repetido el inspirado duetto de Los brillantes, y por su gusto el público lo escucharía encantado diez veces más; pero la resistencia de sus intérpretes, Conchita Leonardo y Ignacio León tiene un límite del cual no es posible pasar." [La vanguardia española, 27 de abril de 1939, p. 6]

"...el fenómeno más interesante del teatro en Sevilla durante la Guerra Civil, tanto por el inusitado interés que despertó en sus vísperas, como por el acontecimiento que supuso su tan alborotado como dilatado éxito [...] De la magnitud del éxito presentido da idea el hecho inusual en aquellos tiempos de que se le diera más de medio centenar de representaciones..." [Julio Martínez Velasco, en ABC, Sevilla, 13 de marzo de 1988, p. 70]